Argentina Política

«Escurridizo»

Un especie de Boogie, el aceitoso - la licencia metafórica es de Humanidad -, vendría a resultar Sergio Massa en el presente conflictivo argentino. La definición de su primer padrino político, el liberal Alejandro Keck. El link con la nota de La Nación.

-¿Hoy le extraña verlo en la vereda opuesta?

No, porque así como Sergio era muy rápido en generar relaciones, también era muy escurridizo en sus lealtades.

-”Escurridizo en sus lealtades” es una forma sutil de decir…

No lo voy a decir de otra manera: era escurridizo. Yo lo consideraba una persona confiable, pero después, de un día para otro, arregló con Graciela Caamaño y se fue a militar con ella.

-¿Cómo le avisó a usted que se iba de la Ucedé?

-Es que no me dijo nada, yo me enteré. Se fue, directamente. A mí me dolió, pero entendí porque era momento en que la Ucedé había desaparecido, éramos huérfanos políticos. Y por la influencia de Menem estábamos más cerca del peronismo, que parecía la única solución desde lo partidario.

-Entiendo que primero hubo una reunión con Luis Barrionuevo.

-Sí, Sergio gestionó una reunión con Barrionuevo. Primero nos juntamos un día en la casa de Luis y Graciela Camaño, en Ballester. Barrionuevo nos dijo algo que no me voy a olvidar más: «Yo en política tengo todos los indios que necesito, lo que preciso ´es alguien que se pueda poner un saco y corbata´, Después, fuimos a verlo a Barrionuevo a su casa en Mar del Plata, él estaba jugando al paddle con Herminio Iglesias. Trabajamos un tiempo juntos. Luego, Sergio se fue con Camaño y empezó a trabajar con Palito Ortega.

Keck, especialista en panqueques

-¿Lo sorprendió el cambio?

-Sí. Sergio ha sido muy cambiante en sus opiniones, pero también hay que tener en cuenta que la democracia en la Argentina es muy joven y las estructuras políticas no demostraban solidez. En ese contexto, uno iba buscando distintos lugares para hacer lo que le gustaba. Creo que el salto más sorprendente de Sergio es que era recontra hincha de San Lorenzo y de repente aparece recontra hincha de Tigre. Él era fanático de San Lorenzo y nosotros, por cercanía, muchas veces íbamos a ver a Chacarita. Y de repente, de la noche a la mañana, aparece como fanático de Tigre. Creo que este salto le da solidez a esa imagen de cambiante, de panqueque. Como dicen: uno puede cambiar sobre muchas cosas pero nunca de equipo de fútbol.

-¿Cuál era la mayor ambición de Massa en aquél entonces?

Todos los que estábamos en política soñábamos con ser presidente, gobernador o intendente.

0 comments on “«Escurridizo»

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s