Argentina Política

Sobre llovido, Santa Rosa

Se sacude el pacto de diálogo, por obstáculos económicos, la campaña electoral y emergentes políticos, como el caso de Julio De Vido.

Evita decía quien quiera oír que oiga. Los extranjeros, tan bestiales hasta que se fueron civilizando a fuerza de aprendizajes guerreros, seguro que ya saben cómo somos los argentinos. Algún interés deben tener para seguir alternando con nosotros. Porqué, es curioso, el que vino a terminar “la grieta”, Mauricio Macri, se envalentonó después de una marcha realizada tras recibir un gran “palazo” electoral, según reconoció, al tiempo que admitió que puede pasar a la oposición. Propone medidas populistas para sortear esto que es y no es una transición. Entre sus principales asesores figura su candidato a vice, Miguel Pichetto, quien conoce al peronismo al dedillo, pues tiene más de 40 años de militancia y pasó por todos los ismos, con igual fervor y patriotismo: menemismo, duhaldismo, kirchnerismo.

Está claro que la clase media y media alta despotrican contra los punteros y el asistencialismo, prácticas “no republicanas”. Pero, ahora, para revertir un resultado que parece titánico (ni el FMI, responsable del “desastre social”, según Alberto Fernández, lo considera viable), se replican reacciones para contener al “dólar”. Nada que ver con el “cepo” de Axel Kicillof. Veamos de que se trata:

  • Como anticipó Humanidad (no hay confirmación oficial, pero Pichetto se lo dijo al periodista Eduardo Feinmann), Macri está dispuesto a viajar a Washington, para que el FMI desembolse los 4500 millones pendientes de un préstamo que, según el Frente de Todos, sirve más que nada para fugar capitales. Hasta Morales Solá lo admitió hoy en La Nación.
  • El Banco Central limitó el financiamiento en pasos a las grandes empresas exportadoras para incentivar la venta de dólares. Espera que con tales restricciones, los patrones empiecen a vender divisas y resten presión sobre el tipo de cambio. No es lo que sucedió hoy, pues el dólar superó la barrera de 60 pesos.
  • El empresario agropecuario, Gonzalo Blasco, incitado por los duros macristas aborrecedores del populismo (todo vale) propuso darle a sus empleados “un bono de 5 mil pesos si Macri pasa a segunda vuelta”. Ahora, un funcionario siguió sus pasos, el legislador del PRO y también tucumano Luis Brodersen, titular de la tarjeta Premier.

“El que gobierna es Macri, Alberto sólo es candidato”, se excusan en el Frente de Todos, a la espera de que Cristina regrese de Cuba y hable en La Plata, el sábado próximo. Los radicales de Juntos por el Cambio, le exigen a los dos “mayor responsabilidad” y que Fernández deje de compararse con el libertario José Luis Espert.

El pacto de gobernabilidad, insinuado hace una semana en dos conversaciones telefónicas, entre Macri y Alberto, quedó hecho trizas. El peronista, hizo trascender que le explicó a los enviados del Fondo que de los desembolsos previstos en el préstamo por 55 mil millones de dólares (el mayor de la historia), hubo una salida neta de 36.600, millones, lo que representa alrededor de un 80 por ciento. ¿Se endureció para empezar a renegociar después el 27 de octubre?

Nos habíamos amado tanto: Christine (ya no está) y Mauricio

No todo es economía, aunque eso es lo que pesa en la decisión de los votantes. “Con Cristina estábamos mejor”, es el razonamiento simple y práctico, que ahora Macri se propone dar vuelta ¿Tendrá tiempo?

Hoy el sitio Expediente Político, en exclusiva, informó que el otrora poderoso ministro Julio De Vido, intentará esta semana, en un recurso ante la Cámara Federal, lograr la prisión domiciliaria en “la causa de los cuadernos” (meras fotocopias para el kirchnerismo).

Desde la cárcel, De Vido envió un mensaje aludiendo “a la crueldad” de Macri y “la indiferencia” de propios, entre los que mencionó a Juan Grabois (el referente social relacionado con el Papa y Cristina), y Sergio Massa, tractor de la lista de candidatos a diputados en la provincia de Buenos Aires del FdT.

De Vido reconoce expresamente a la defensa hecha por la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH), una de cuyas principales dirigentes en los años de la dictadura, Graciela Fernández Meijide, hoy está más preocupada por la liberación de los militares presos por delitos de lesa humanidad.

EP subrayó que en una reciente entrevista, Alberto Fernández, dijo que De Vido no puede ser catalogado como “un preso político”, aunque consideró que su detención “es arbitraria”, al igual que la de otras personas, entre ellas el empresario Cristóbal López.

De Vido espera regresar pronto a su casa, aunque también tiene otra preventiva por una condena – no firme – por la tragedia ferroviaria de Once.

Periodista. Trabajó en Crónica, NA, DyN, Clarín, Televisión Pública, Canal 13, La Nación y en el diario Río Negro. Becado por la Universidad de Harvard, asistió a cursos de perfeccionamiento en Boston, Estados Unidos. Además estudió en Alemania y Francia.

0 comments on “Sobre llovido, Santa Rosa

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s