Análisis Política

El Pacman de Larreta, la mesura de La Cámpora

El jefe de gobierno porteño, busca asegurar el triunfo el 27 de octubre en CABA, al igual que F-F en Nación. Movimientos subterráneos.

El país está en problemas. Graves – la pobreza, la desigualdad, la marginalidad, la economía que rueda barranco abajo – y los dirigentes, siguen enfrascados en sus luchas intestinas. En Capital Federal, donde sobrevive el amarillo de Horacio Rodríguez Larreta (no los globos,  ni el baile), se da un hecho curioso: el jefe de gobierno porteño nunca fue refractario al peronismo, es más acaba de sumar al gastronómico Luis Barrionuevo para que lo ayude en las comunas que perdió el 11 de agosto. Y su oponente del Frente de Todos, Matías Lammens, sigue hablando mal de Cristina Kirchner, la candidata a vicepresidente, y parece conformarse con mantener un caudal de votos superior al 30 por ciento. Mientras, a su costado, dirimen pleitos diferentes sectores cuyo principal objetivo es renovar la conducción del PJ, en manos del portero y empresario Víctor Santa María.

Humanidad hizo un relevo en la vidriera del país, donde Larreta pretende ganar en primera vuelta el 27 de octubre, y la oposición forzar un balotaje, tan improbable como el que intenta Mauricio Macri a nivel nacional frente a Alberto Fernández.

Ezequiel Jarvis, punta de lanza del larretismo con los gremios porteños

Conclusiones:

  • Barrionuevo, polémico, apoya la candidatura presidencial de Roberto Lavagna (su esposa, Graciela Camaño es primera candidata a diputada nacional por Consenso Federal) en provincia de Buenos Aires. Desairado en el distrito por el “vanidoso” Lavagna, colaborará con Larreta en algunos barrios y lo ayudará a fiscalizar en las cuatro comunas del sur, donde tuvo baja aceptación en agosto. No sólo sumarán gastronómicos, sino también, perfumistas, personal de carga y descarga, viajantes, obreros de la maestranza y el tabaco.
  • El operador principal de Larreta en estos menesteres (no debería excluirse a otros gremios grandes, como los municipales y los propios encargados de edificio), es Ezequiel Jarvis, subsecretario de Trabajo, Industria y Comercio. “Es un flaco que tiene muy buena relación con los sindicatos”, aseguró un kirchnerista.
  • El vínculo de Larreta con los medios de comunicación también es excelente a través de diálogos y pautas publicitarias. “Billetera mata convicciones”, confesó un peronista aludiendo a un periodista ultra K que fustiga al gobierno de Cambiemos, pero no se mete con Horacio.
  • La semana pasada, hubo una reunión entre la diputada de La Cámpora, Paula Penacca y exponentes del sindicalismo duro. Acordaron tratar de forzar una segunda vuelta “con mucha militancia”, pero si no lo logran el cometido, se concentrarán en renovar a la conducción del PJ capitalino, encabezado por Santa María. “Está atornillado, con plazos vencidos, porque aceitaron a la jueza (María) Servini de Cubría”, se expuso a este sitio. Es decir, la apuesta más realista es lograr un conglomerado compacto contra Larreta, quien aspira a ser postulante a Presidente en 2023. Una eternidad.
  • Penacca advirtió que en caso de ganar el Frente de Todos (a nivel nacional), tendrá que administrar “con humildad y mesura”, pues hay temas delicados como los de la deuda externa y el bolsillo de los jubilados y los trabajadores “cascoteados” por el modelo de Macri. Cuido su vocabulario: el electorado de la capital viene eligiendo desde hace 12 años al macrismo y “tenemos – subrayó – que ser muy respetuosos de esa decisión, porqué el PRO ha ganado las elecciones en forma democrática”.
Paula Penacca, de La Cámpora, con cautela y mesura

En el Frente de Todos de Alberto Fernández, conocen la tozudez de Lavagna. De Barrionuevo dicen que “es un salvavidas de plomo”, aunque en esta coyuntura puede ser de utilidad para Larreta.

Con respecto a La Cámpora, los grandes gremios industriales, que tuvieron aversión al setentismo juvenil, van acercando posiciones: “se están dando cuenta que solos no pueden”. En eso los va a ayudar Alberto Fernández, quien desde España, reclamó que dejen de “demonizar” a la organización juvenil a la que le dio alas Néstor Kirchner.

De hecho, hay dos que se proyectan, relegada (¿?) Cristina: Máximo Kirchner, su hijo, y Axel Kicillof, casi seguro próximo gobernador de la provincia de Buenos Aire ¿Será en ese orden?

Periodista. Trabajó en Crónica, NA, DyN, Clarín, Televisión Pública, Canal 13, La Nación y en el diario Río Negro. Becado por la Universidad de Harvard, asistió a cursos de perfeccionamiento en Boston, Estados Unidos. Además estudió en Alemania y Francia.

0 comments on “El Pacman de Larreta, la mesura de La Cámpora

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s