Argentina Política

Unidos, Alberto y Cristina sentaron baza para el 2° año de gestión peronista

En una exhibición de fuerza (con Kicillof, Massa y Máximo), se plantaron frente a los poderes económicos y la Corte: 2021 será el año de la vacunación, el crecimiento de los vulnerables y la reforma del sistema de salud.

Vector Cristina Kirchner. A poco más de un año de la asunción del gobierno de Alberto Fernández, el Frente de Todos se mostró unitario: la Vice auguró para 2021 una reforma integral al sistema de salud y un crecimiento de la economía, pero “no para que se lo queden 3 o 4 vivos”, al tiempo que instó a “ministros y legisladores que tengan miedo de defender los intereses del pueblo que se vayan buscando otro laburo”; el Presidente, por su parte, toreó al radical Alfredo Cornejo, quien insinuó que se estaba “robando a la gente” con la negociación con Pfizer por la vacuna contra el coronavirus; y se paró de manos ante la Corte Suprema: dijo que para hacer una República, se necesita una justicia que funcione con magistrados “dignos y probos” que “no corran detrás del poder de turno”. Consideró de “gravedad institucional” lo actuado por ese tribunal con el traslado de tres camaristas y el proceder con exfuncionarios kirchneristas.

El acto, con tribunas vacías, se hizo en el Estadio Único de La Plata (bautizado Diego Armando Maradona). En una improvisada platea en el césped, con distancia social, se ubicaron intendentes bonaerenses y dirigentes (entre ellos Hebe de Bonafini y los sindicalistas Hugo Moyano y Antonio Caló), para seguir atentamente los discursos del dúo presidencial; los anfitriones, el gobernador Axel Kicillof y la vice, Verónica Magario; el titular de la Cámara de Diputados y líder del Frente Renovador, Sergio Massa y el jefe de la bancada, Máximo Kirchner.

A la oposición y a los medios de comunicación – expuso Kicillof -, les pido: ¡ayuden, ayuden!, para poner fin a esta calamidad y avanzar en la recuperación y la reconstrucción. No es el momento de politiquería y operaciones”.

Máximo subrayó que “en semanas más o menos, empezará la vacunación” y que habrá que atender al control de precios. Demandó de los miembros del espacio gobernante que no especulen ni peleen.

El Presidente se le paró de manos a la Corte

Massa dijo que la palabra clave del primer año de gestión fue “pudimos” y mencionó que se sacó al país del default, se evitaron despidos y desalojos y se brindó ayuda a las PyMes, como paso previo a “lograr el reencuentro y la esperanza”, tras la concreción de un operativo de vacunación de gran escala, el fortalecimiento del mercado interno y el incremento de los haberes para los jubilados.

Kicillof hizo anuncios para comedores escolares; infraestructura educativa; asignación de tierras y viviendas, con la regularización de 600 barrios privados que cederán 60 hectáreas para lotear en la provincia.

“Recibimos tierra arrasada. Nadie nos va a torcer el rumbo. Representamos a la sociedad, mayormente a los sectores más vulnerables que fueron abofeteados por la mano invisible del mercado”, recitó.

Subrayó que la pandemia los obligó a gobernar “a ciegas” y advirtió que la ciencia no sabe como resolverlo. “El tema no está terminado”, expresó y adelantó que 2021 será, entre otras cosas, el año de la vacunación.

Cristina, Axel y el 2021

El discurso de Cristina fue medular. Empezó diciendo que se pensaba que el mundo estaría “patas para arriba por una guerra” y llegó “el cataclismo” del coronavirus que hasta hizo tambalear “a líderes internacionales que creían que tenían la vaca atada…y la reelección asegurada…y hora chau”, comentó en clara referencia al presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

Descalificó los “sesudos análisis” hechos “sin perspectiva histórica”. Allí fue donde mencionó que habrá que repensar todo el sistema de salud, pues no desestimó que vengan otras pandemias. Así llamó, a propósito, a la gestión del macrismo: pandemia.

“No canto victoria…hay que seguir laburando y poner muchos recursos”, indicó vaticinando una articulación que contemple los privilegios y fondos mal otorgados a la ciudad de Buenos Aires. “Hay un diseño de país – sentenció -, que olvida esa concentración tan injusta e ineficiente económicamente”.

Auguró para el año entrante un alivio para salarios y jubilaciones, y la intención de mantener a raya precios, sobre todo en alimentos y tarifas. “La actividad la mueve la demanda”, expuso.

Dijo que el peronismo volvió al poder por la unidad. “Fue fundamental, pero también el recuerdo por las mejoras otorgadas a lo largo de 12 años y medio” de políticas inclusivas kirchneristas.

El lawfare no estuvo ausente en su disertación. Habló de persecución penal a Kicillof y Augusto Costa, por “cuidar la mesa de los argentinos”.

Cruzó a los que consideran las medidas del peronismo como “autoritarias, antipáticas o intervenconistas. Cómo no nos pueden parar en Diputados y Senadores – denunció -, van a los juzgados. El lawfare no es solo para estigmatizar a los dirigentes populares, sino para disciplinar a los políticos, para que nadie se anime a hacer, firmar, proponer o autorizar”.

Mencionó la causa del dólar futuro: “A ellos (los macristas) que se la llevaron los sobreseyeron; a nosotros, nos procesaronaquellos funcionaros o legisladores que tengan miedo, por favor que vayan a buscar otras ocupaciones. Vayan a buscar otro laburo. Acá necesitamos gente para defender los intereses del pueblo”.

En el cierre, el Presidente indicó que la desunión “favorece a los pícaros y lastima a la gente. Vamos juntos y convencidos. Sigo el consejo (de Cristina) de no prestar atención a lo que escriben los diarios y sí mirar a los ojos del pueblo y hablarles con el corazón”.

Como todos los oradores, dijo que la pandemia no estaba en los planes de nadie. “Tomamos el país en terapia intensiva y sobre llovido, mojado: nos arremangamos y damos pelea”.

“Estamos -concluyó -, terminando la pesadilla de 2020 y se vislumbra un tiempo de crecimiento…me toca a mí reconstruir el país…aún está pendiente la Argentina que merecemos

Periodista. Trabajó en Crónica, NA, DyN, Clarín, Televisión Pública, Canal 13, La Nación y en el diario Río Negro. Becado por la Universidad de Harvard, asistió a cursos de perfeccionamiento en Boston, Estados Unidos. Además estudió en Alemania y Francia.

0 comments on “Unidos, Alberto y Cristina sentaron baza para el 2° año de gestión peronista

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s