Argentina Sociedad

Los muchachos en su propio laberinto

Tres actos, tres. La UOM, el 29 de abril; el 30, el Consejo Federal y Moyano y el 1° de mayo, la CGT

Hay que cerrar “la grieta”. Hendidura que viene de los orígenes de la nacionalidad. Una de sus manifestaciones se da, como es elemental, en el movimiento obrero que se prepara, por separado, para protestar con mayor o menor virulencia contra la política económica del gobierno de Cambiemos.

En poco más de una semana, habrá un paro general de la Corriente Federal, que pretende ser capitalizada por el camionero Hugo Moyano, aunque también hay combativos que responden a otros gremios, como el bancario Sergio Palazzo.

Esa huelga, de alguna manera fue vaciada por la inclinada (como la torre de Pisa) CGT que, en reclamo contra el impuesto a las ganancias, le dijo no a los más rebeldes. Exteriorizará malestar por su lado el feriado del primero de mayo, con la adhesión entre otros, de los obreros de la construcción, La Fraternidad, Sanidad, estaciones de servicio, obras sanitarias, UPCN y – redoblen de tambores -, los transportistas de de la Unión Tranviarios Automotor (UTA).

Altri tempi: nos habíamos amado tanto

Las divisiones y los intereses de cada rama de producción, sin una jefatura consolidada en el peronismo, dan lugar a las peleas entre sindicatos, que preservan sus obras sociales pero sufren la pérdida de puestos laborales y suspensiones y la amenaza de organizaciones sociales sin empleos registrados.

“Acá no hay transición ni tibiezas. Es a todo o nada. O los hacemos mierda a ellos o nos hacen mierda a nosotros. No es tiempo de maricones. El que ofrece un trato con el enemigo es el que nos va a traicionar”, recita un dirigente de la vieja guardia (abundan) que espera con bombos y platillos que “Cristina salga a la cancha”.

La unidad queda sepultada por discordias personales. Los seguidores del metalúrgico Antonio Caló, afirman que “nunca fueron socios de Macri”, como se comportaron hasta no hace tanto tiempo Moyano y el gastronómico Luis Barrionuevo. La UOM retroalimenta sus diferencias con Aldo Pignanelli, de SMATA, reivindica su historia de lucha y no oculta lazos con Héctor Daer, de Sanidad, triunviro de la CGT disminuida.

Todos unidos, venceremos

Mantiene distancia con organizaciones sociales (como por ejemplo la que conduce el ascendente Juan Grabois, mimado del papa Francisco), porqué “tiene flor de negocio” con la ministra de Desarrollo Social. Le reprochan que se olvida que el objetivo debe ser tener más trabajadores formales para “discutir paritarias libremente y con cobertura sindical, tal como lo establece el modelo peronista”.

Les cuesta a los dirigentes que superan los 60 años, aggiornarse a la vida moderna. Pero saben representar a sus afiliados. Por algo están donde están.

“Ya dejamos de ser la patota sindical. Nos blanqueamos tanto, nos echamos tanta lavandina encima, que ahora nos llaman los boludos”, ironizan. Saben que hay muchas bolsas de gatos y que alguna confluencia deberán encontrar si quieren defender la industria argentina y combatir los proyectos extranjerizantes. No reniegan de la Corriente Federal. Sí, de Moyano.

Modelo para armar

“Sabemos lo que hiciste el verano pasado”, se mofan entre sí.

“Paz, pan y trabajo”, conmemorarán al ex secretario general Saúl Ubaldini, el próximo lunes 29 de abril puntales como Carlos Tomada, Roberto Bonetti (UOM) y Lorenzo Pepe (ex ferroviario).

Un día después, los combativos forzarán un paro al que no adhirió el transporte. Moyano pretende usarlo de catapulta para volver a ser influyente en la CGT.

Y el primero de mayo, la CGT, entidad que ya no es rectora (está por otro lado la CTA con sus cuitas, que se verán el martes 30), recordará el día mundial de los trabajadores. Esperando, todos, el desenlace electoral.

Periodista. Trabajó en Crónica, NA, DyN, Clarín, Televisión Pública, Canal 13, La Nación y en el diario Río Negro. Becado por la Universidad de Harvard, asistió a cursos de perfeccionamiento en Boston, Estados Unidos. Además estudió en Alemania y Francia.

0 comments on “Los muchachos en su propio laberinto

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s