Internacional

Carone, el 1er. presidente norteamericano del BID

Con dados echados, el alfil conservador de Trump, asumirá en octubre, por 5 años. Argentina logró una abstención cercana al 32 por ciento, con el acompañamiento de México y Europa.

Te juzgarán virtuoso si eres, aunque perverso, poderoso; y aunque bueno, por malo detestable cuando te miran pobre y miserable

Félix María Samaniego

El corolario de la introducción, podría sintetizar lo que pasó hoy con la elección virtual, cerrada y secreta en el BID (Banco Interamericano de Desarrollo), que consagró con el 68 % de los votos (Estados Unidos, Brasil. clave), a Mauricio Claver-Carone, al frente de la institución crediticia que maneja unos 12/13 mil millones de dólares al año para auxiliar a países de la región. El quiebre deliberado de una tradición histórica de 61 años, posibilitará al asesor directo del presidente Donald Trump, asumir el primero de octubre en reemplazo del colombiano Luis Moreno. Con las ganas de postergar el trámite hasta marzo de 2021, se quedaron la Argentina, México, Chile y naciones de la Unión Europea. No obstante, consiguieron una abstención casi del 32 %, que aparentemente satisfizo al presidente Alberto Fernández, quien felicitó el nombramiento del “halcón” de origen cubano nacido en Miami, hace 44 años. La realidad es la única verdad, es uno de los apotegmas peronistas.

El trámite tuvo asperezas. De hecho, viendo los números previos (y el apoyo adicional de Japón e Israel), Carone terminó corriendo solo. Primero, se apartó la costarricenses Laura Chinchilla y el jueves salió de pista Gustavo Béliz, secretario de Asuntos Estratégicos del gobierno argentino.

Estados Unidos (el león de la película) tiene el 30 por ciento de las acciones del BID (siempre ocupó la vicepresidencia con poder a veto) y China, el rival en esta nueva fase de la guerra fría, con acento comercial, es aportante minoritario.

Por más declaraciones de amplitud y desinterés ideológico, el BID aplica una receta efectiva: palos y zanahorias. Lo debe recordar Cristina Kirchner: durante sus mandatos pasados se opuso a George Bush y la tuvieron con las riendas cortas. No se le restringieron las asignaciones acordadas, pero de ayuda extra ni hablar. Parte de la encrucijada nacional, es la forma de resolución de la deuda pendiente con el FMI, para lo que hay excelente predisposición de Kristalina Georgieva, aunque no debe descuidarse al hombre de melena rubia leonada.

Posición del Gobierno argentino

Algunos analistas consideraron que se trató de una derrota “humillante” para América Latina y que exhibió los pies de barro del MERCOSUR, ante el encono manifiesto entre el kirchnerismo y Jair Bolsonaro, que el embajador Daniel Scioli trata de suavizar por estas horas.

Hubo festejos, medidos, en la Casa Blanca: Mike Pompeo, secretario de Estado, consideró a Carone “un líder visionario” y “firme defensor” de las instituciones democráticas, cooperación económica y desarrollo y seguridad. Es pública su inquina contra los gobiernos de Cuba y Venezuela (es más, uno de sus avales es el de Juan Guaidó) y la complacencia por la salida violenta del poder de Evo Morales, en Bolivia.

Carone estuvo reunido con Alberto, pero el día de su asunción, el pasado 10 de diciembre, lo desairó al retirarse del acto protocolar, molesto por una representación oficial del venezolano Nicolás Maduro. También manifestó su disgusto por el acercamiento del argentino al expresidente de Ecuador, Rafael Correa, inhabilitado judicialmente para participar de las elecciones en su país, en febrero venidero.

Béliz bajó su candidatura. Para Tokatlian “es una muestra de debilidad” de EE.UU.

Como dijo Pompeo – aún antes de la definición de la compulsa general de noviembre entre el republicano Trump y el demócrata Joe Biden -, Claver-Carone, más político que burócrata, tendrá por cometido desplegar una rediviva Doctrina Monroe, con obras de infraestructura, para enfrentar económicamente a China en el continente.

Se presume, aunque esto no lo pudo confirmar Humanidad antes del cierre de esta nota, que la vicepresidencia de la institución, irá para Brasil y no para la Argentina, como deslizaron algunas fuentes oficiosamente hoy, con la intención de poner una cuña entre Alberto Fernández y el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador.

El experto Juan Tokatlian, en declaraciones a Perfil, consideró que Estados Unidos se haya hecho cargo de la presidencia del BID “es una señal de debilidad y no de fortaleza”, ya que “exagera” la “amenaza” de China en América Latina.

Periodista. Trabajó en Crónica, NA, DyN, Clarín, Televisión Pública, Canal 13, La Nación y en el diario Río Negro. Becado por la Universidad de Harvard, asistió a cursos de perfeccionamiento en Boston, Estados Unidos. Además estudió en Alemania y Francia.

0 comments on “Carone, el 1er. presidente norteamericano del BID

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s