Reflexión

El resurgimiento

Los humanos tenemos realidades paralelas. Encontrar el balance adecuado conlleva un gran conocimiento de uno mismo, así como la aceptación de las equivocaciones. Al final, resurgirá nuestra conciencia. Una y otra vez.

Hay quienes mantienen y casi que tienen como si fuera de su propiedad una vida balanceada. Él o ella gozará de sus beneficios, hasta que alguien venga a quitarle lo que tanto tardó en conseguir. ¿Cómo? A través de falsas ilusiones, amores enloquecedores, estafas, engaños, o incluso la persecución.

¿Qué implica una vida balanceada? Lo he escrito en múltiples notas ya, de las que me olvido porque son como el agua que corre. Una vez que termino de escribir algo, esto ya no me pertenece. Se traslada hacia una desembocadura de ideas que llega a un mar dispuesto a ser atravesado en su inmensidad.

Tener mucho de algo puede jodernos la vida. Ejemplo más simple no podemos encontrarlo en el dinero. Parte de la sociedad actual idolatra los lujos materiales y pone allá arriba todo lo que se consigue mediante millones de billetitos. Para quien no puede controlar su propia mente, ¿es esto la salvación o por el contrario, la pala que sirve para hacer su tumba más profunda?

LEER MÁS:

Los humanos tenemos realidades paralelas, distintas las unas a las otras. A veces tenemos la suerte o el infortunio de que los hilos se crucen y de repente experimentamos y compartimos vida. Pero las visiones y los estados de las personas pueden ser tan diversos como peces en el océano.

En teoría vivimos en el mismo tiempo y espacio, pero la persona que me acabo de cruzar en la calle, una chica joven con lentes y pinta de artista, se encuentra a años luz de mi y yo me encuentro a años luz de ella. ¿Cómo se despertó esta mañana? ¿Qué fue lo que sintió? ¿Podrá salir pronto de sus problemas, así como darle un cierre sano a sus momentos de alegría y euforia? Todas preguntas que pueden ser contestadas con la socialización, pero que nunca me permitirán ver las cosas desde su propia piel.

En fin, vida balanceada conlleva mucho esfuerzo individual. Porque cuando no nos levantamos de la cama nos estamos fallando a nosotros mismos. Hay momentos y momentos. No está mal sentirse triste y mucho menos tener épocas extensas de malestar e incertidumbre, especialmente si tenemos en cuenta los terribles hechos que suceden entre nosotros.

Hay quienes se quedan estancados en los excesos de la vida, que sería lo contrario a lo anteriormente mencionado. A pesar de que a priori esto pueda parecer negativo, si hay un resurgimiento de la conciencia, la vida estará esperando con los brazos abiertos al sujeto afectado. A la vida hay que salir, ya sea hacia adelante o hacia atrás. Un mundo nos espera. Nuestro mundo. Tu mundo.

Escritor y estudiante. Fundó Humanidad el 2016 a sus 15 años de edad.

0 comments on “El resurgimiento

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s