Filosofía Sociedad Vida

Running: Un comienzo en la carrera por la vida

¿Es amor? Muchas cosas movilizan al humano, pero nada como la actividad física puede develar la figura natural del mismo: la excitación, la pasión y el cansancio [...]

¿Es amor? Muchas cosas movilizan al humano, pero nada como la actividad física puede develar la figura natural del mismo: la excitación, la pasión y el cansancio.

Joaquin Paganetti (2)

Es que así puede verse representada nuestra vida al momento de llegar a casa. Por momentos, la adrenalina sube, las ganas de correr salen dentro nuestro, junto a algo que enciende la llama. Pero, así como lo pronuncia el famoso dicho, todo lo que sube tiene que bajar. El dolor físico, emocional o los mismos límites personales nos dicen basta, para descansar, tomar agua y así luego continuar.

¿Por qué se asemeja la vida con el running, si no es algo que todos hacen? Para empezar, habría que cuestionar la cantidad de personas que han hecho este tipo de ejercicio en su vida con las que nunca lo han llevado acabo. Los periódicos, las competencias y las propias calles de nuestra ciudad demuestran que ya no hay un loco corriendo contra la corriente. Hay muchos.

En este deporte con título en inglés, cosa que debería molestar a los quisquillosos del lenguaje, se pueden ver protagonistas que varían en edad. Pre-adolescentes, adolescentes, jóvenes, adultos, adultos mayores y adultos muy mayores sorprenden con su energía en los parques, plazas y rincones posibles para ejercitar. ¿Es que hay algo más en el running que causa el amor y la afición de quienes lo practican?

Desde políticos, artistas, chefs, famosos y editores de diarios se puede encontrar uno, a veces con más suerte (o menos) según la localidad. Desde jefes de redacciones que escogen el footing para hacer la cuota física diaria, mientras hacen llamados y organizan el día de trabajo, hasta panaderos, estudiantes y empleados administrativos se ven en los parques de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

escritura

Conectarnos con la tranquilidad y movernos son cosas que queremos para así seguir la ruta del trabajo, la educación y los compromisos. Pero el running, con un significado propio y distinto para cada corredor, significa salir. Salir a moverse, a cansarse, a ver el cielo. Respirar, charlar cuando se sale acompañado y volver listo para “limpiar” al cuerpo. ¿Será eso lo que necesitamos? ¿Una renovación constante de nuestro ser, que se ensucia con el movimiento humano, con tareas apasionantes, para así darle sentido a las cosas? Con algo significativo o no, el amor está para cualquier persona. Y este ejercicio proporciona un comienzo en la carrera por la vida. La carrera en la que se conocen los propios límites, el goce ideal y la fuerza que se va acumulando, para algún día, hacer un pique.

Claramente, luego de la aceleración, habrá que caminar, tomar aire y volver a empezar. Esta vez, con más conocimiento y fuerza.

 


Leer más de Joaquín: “Las noticias falsas son un drama terrible”

Periodista y escritor, fundó Humanidad el 2016 a sus 15 años de edad. Actualmente estudia abogacía en la Universidad de Buenos Aires y dirige el medio.

0 comments on “Running: Un comienzo en la carrera por la vida

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s